En el TRABAJO

Sonría y diga: ¡Buenos días! | En el TRABAJO

Proverbios 18.24

Proverbios 18:24

El hombre que tiene amigos HA DE MOSTRARSE AMIGO; Y amigo hay más unido que un hermano.”

En una reunión de personal se reunieron los supervisores y los directivos del departamento de recursos humanos para determinar las causas de la falta de comunicación que existía entre los empleados que trabajaban en las diferentes áreas y sus supervisores. Trataban de encontrar los medios que ayudarían a una mejor comunicación entre los empleados y las personas a cargo.

De repente una persona, hablando de parte de los empleados, expresó que una de las frecuentes quejas que se escuchaban era que los supervisores ni siquiera sonreían a sus dirigidos, sino que muchas veces estaban tan serios que ni siquiera creaban confianza de parte de los trabajadores para acercarse a las personas a cargo.

Este triste ejemplo es muy común en muchos de los lugares de trabajo. Las personas que llegan a ocupar cierto cargo sobre los demás los llevan a pensar que deben poner cierta distancia entre ellos y los trabajadores. Talvez porque crean que ello les dará autoridad, o piensan que como obtuvieron ese puesto ahora son mejores que los demás y se llenan de orgullo, etc. Las razones pueden ser varias, pero lo cierto es que esa actitud no va beneficiar la relación entre el “jefe” y las personas a él a cargo.

La posición de trabajo puede cambiar a las personas y llevarlas a actuar de una manera frívola o despectiva con sus trabajadores. Esta actitud negativa creará una barrera de distanciamiento con quienes trabajan.

Muchas veces pueden ser los mismos empleados los que se manifiestan ser muy poco amistosos. Son ellos quienes por varias razones no permiten que los demás se acerquen a ellos creando un estado tenso en sus relaciones laborales.

Las relaciones en el trabajo se desarrollaran mejor en el marco de una amistad sincera, donde el respeto y la consideración entre los unos y los otros llevaran a crear un ambiente favorable para el buen desempeño de todos.

Su actitud puede hacer una gran diferencia en su lugar de trabajo. El versículo de hoy indica que la persona que busca tener buena relación con las personas debe mostrarse amigo primero. Depende de uno inicialmente el buscar poder relacionarse con los demás. Siempre recordando que no todos podrán responder positivamente a su forma amigable de ser, pero por lo menos creará menos tensión con sus compañeros.

Recuerde, si va a pasar cuarenta horas de su semana con las mismas personas por un buen tiempo, trate en lo posible de crear amistad con todos, eso hará de su semana de trabajo un tiempo amigable que le beneficiará a usted y por supuesto a los demás.

¿Qué podría hacer usted esta semana para relacionarse mejor con sus compañeros de trabajo? ¿Qué podría hacer para acercarse más con esa persona con quien no tiene cierto grado de amistad? A veces, una simple sonrisa y un saludo cordial pueden hacer la diferencia.

¡Sonría y diga buenos días a todos!

1 Tesalonicenses 3:12

Y EL SEÑOR OS HAGA CRECER Y ABUNDAR EN AMOR UNOS PARA CON OTROS Y PARA CON TODOS… ”

Categorías:En el TRABAJO

Tagged as: , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s