Matrimonio y Hogar

Amor, definido en acciones (Parte VIII) | MATRIMONIO y HOGAR

1 Corintios 13.8a

1 Corintios 13:4, 7-13.

EL AMORTODO LO SUFRE, TODO LO CREE, TODO LO ESPERA, TODO LO SOPORTA. EL AMOR NUNCA DEJA DE SER; pero las profecías se acabarán, y cesarán las lenguas, y la ciencia acabará. Porque en parte conocemos, y en parte profetizamos; mas cuando venga lo perfecto, entonces lo que es en parte se acabará. Cuando yo era niño, hablaba como niño, pensaba como niño, juzgaba como niño; mas cuando ya fui hombre, dejé lo que era de niño. Ahora vemos por espejo, oscuramente; mas entonces veremos cara a cara. Ahora conozco en parte; pero entonces conoceré como fui conocido. Y AHORA PERMANECEN LA FE, LA ESPERANZA y el AMOR; PERO EL MAYOR DE ELLOS ES EL AMOR.”

 

Pablo concluye este pasaje del amor descrito en acciones manifestando una verdad que sobre pasa nuestro entendimiento humano del mismo y que nos lleva a ver la supremacía de éste.

En el versículo 7 presenta cuatro acciones positivas del amor que exceden a lo que nosotros podríamos normalmente hacer. Utiliza la palabra pas” (πᾶς, G3956) se puede traducir ‘ante todo’ o ‘todo’. El amor va sobre todas las cosas, y podríamos decir que “ante todolo sufre, “ante todolo cree, “ante todo” lo espera, “ante todolo soporta, porque el amor nunca deja de existir, “nunca deja de ser” (v. 7-8).

Una persona que bíblicamente ama, nunca dejará de amar. No importa distancia, no importa circunstancia, no importa el tiempo. Una persona que decide amar puede mantener ese amor a pesar de lo que enfrenta en su vida. El amor no es dependiente de acciones recibidas, es completamente libre e independiente. El amor a mi familia, como lo hemos expresado anteriormente no tiene, ni debe tener restricciones.

 

Interesantemente Pablo compara en los versículos siguientes (v. 8-13) y expresa la perpetuidad del amor sobre ciertos dones importantes pero temporales. Menciona la imperfecta y finita gnosis del hombre (“en parte conocemos”), y resalta la relevancia del amor sobre la fe y la esperanza. El amor sobresale a todo en valor (va más allá en importancia), y sobre pasa tiempo y obstáculos (es eterno).

Ahora podemos entender lo que Pablo nos estaba diciendo que sin amor nada sirve lo que hago (v.1-3); que el amor se debe expresarlo en acciones que van sobre lo que recibimos o esperamos (v. 4-7); y el amor sobresale y permanece ante todo (v.8-13). Decidir amar es un estilo de vida que no hallará límites y que impactará transformando mi familia.

¿Se imagina ser amado de esta manera? ¿Se imagina amar así a su familia?

 

Nuestro compromiso diario debe ser el amar a cada uno de los miembros de mi familia, y este amor real romperá esquemas humanos, pues es un amor divino.

 

«Señor, mi amor a mi familia debe ser el mismo que el Tuyo, sobre circunstancias y tiempo. Yo decido amarlos como Tú quieres que los ames, ¡ayúdame hacerlo hasta el fin!»

 

ESTE ES MI MANDAMIENTO: Que os améis unos a otros, COMO YO OS HE AMADO.” – JESÚS (Juan 15:12)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s