¿Desperdicio? no, ¡buena obra!

¿Qué podría dar usted hoy que pareciera un derroche?