2018

¿Amor “fingido”?

Romanos 12.9 Anexo

Romanos 12:9-21

El amor sea sin fingimiento. Aborreced lo malo, seguid lo bueno. Amaos los unos a los otros con amor fraternal; en cuanto a honra, prefiriéndoos los unos a los otros. En lo que requiere diligencia, no perezosos; fervientes en espíritu, sirviendo al Señor; gozosos en la esperanza; sufridos en la tribulación; constantes en la oración; compartiendo para las necesidades de los santos; practicando la hospitalidad. Bendecid a los que os persiguen; bendecid, y no maldigáis. Gozaos con los que se gozan; llorad con los que lloran. Unánimes entre vosotros; no altivos, sino asociándoos con los humildes. No seáis sabios en vuestra propia opinión. No paguéis a nadie mal por mal; procurad lo bueno delante de todos los hombres. Si es posible, en cuanto dependa de vosotros, estad en paz con todos los hombres. No os venguéis vosotros mismos, amados míos, sino dejad lugar a la ira de Dios; porque escrito está: Mía es la venganza, yo pagaré, dice el Señor. Así que, si tu enemigo tuviere hambre, dale de comer; si tuviere sed, dale de beber; pues haciendo esto, ascuas de fuego amontonarás sobre su cabeza. No seas vencido de lo malo, sino vence con el bien el mal.

 

Cómo un título de telenovela, AMOR “FINGIDO” nos lleva a pensar en la historia de un protagonista que dice que ama, pero que en verdad está fingiendo; la actriz principal vive sueños de grandeza y por nada cambiaría su vida por dejar la comodidad por amar a quien en verdad si la ama. La mayoría de los personajes que participan en este drama televisivo son seres egoístas, orgullosos, mentirosos, infieles, perversos, vengativos, llenos de odio, burladores; y donde el mejor de ellos, por lo menos ha traicionado una vez, POR LO MENOS. Pero sí, todos dicen “QUE AMAN”. ¿Se imagina usted esta clase de telenovela? Lo más triste es que no estamos muy lejos de lo que se muestran en los dramas televisivos actuales, y que son tan destructivos.

 

Qué bueno que a esto no nos llama la Biblia, aunque muchos pareceríamos que vivimos capítulos diarios de este drama en nuestra vida.

 

La Palabra de Dios nos dice tan claramente: El AMOR sea SIN FINGIMIENTO” (v. 9 – mayúsculas añadidas). Dentro de la lista de ‘deberes cristianos’ mencionados en este pasaje, vemos que todo lo solicitado se basa en torno al amor, el amor ágape.

 

Nuestro amor, para que sea genuino o sincero, y no fingido o hipócrita, debe iniciar dejando tolo lo malo y buscando únicamente lo bueno. Tal como lo expresa 1 Corintios 13:4-8, el amor va a manifestarse en acciones que siempre apuntan desinteresadamente en el bienestar de la persona amada, poniendo al que ama en segundo plano.

Romanos 12.9 Color

 

Un amor sincero se expresa en la manera como comparto con el prójimo, en la magnitud de como pongo las otras personas primero antes que a mí mismo, en mi hospitalidad, bendiciendo y perdonando a quienes me hagan daño, gozando con quienes son bendecidos y llorando con aquellos que sufren (empatía). Es un amor humilde, que busca la unidad; busca la paz y no la venganza; que es generoso y obra siempre en pos de lo bueno.

 

Dios nos mostró Su amor, “en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros” (Ro 5:8); no esperó que cambiáramos para amarnos, el Padre sacrificó por amor a Su Hijo, siendo nosotros “aún” inmerecedores de ese amor. Dios proveyó salvación por medio de Jesús como un acto sincero de Su amor (1 Jn 4:9).

 

«Gracias Dios por Tu inmenso y sincero amor hacia el hombre»

 

1 Juan 4:7

Amados, amémonos unos a otros; porque el amor es de Dios. Todo aquel que ama, es nacido de Dios, y conoce a Dios.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s