Nuestra necesidad de salvación

Jesucristo vino a SERVIR esa inmensa necesidad del hombre (Mr 10:45). Él vino a buscar lo que se había perdido (Lc 19:10); vino a pagar con Su sangre lo que el hombre había hecho con su pecado (1 Co 6:19, 20); vino a ofrecernos perdón (Mt 26:28); vino a regalarnos vida eterna (Jn 10:28).

“El mundo no era digno”

Nuestro aporte espiritual real tal vez no tenga valor para este “mundo” en el que vivimos, pero si debe tenerlo para Dios y Su iglesia. Que nuestra vida tenga significancia eterna, y si el mundo no nos considera dignos, pues recordemos, es el mundo el que no es digno de los hijos del reino. A Jesús lo aborrecieron, igualmente va a ser a los Suyos (Jn 15:18, 19).

Con “certificación” de Dios

Sea un pastor o misionero, su aprobación ha sido dada por Dios, por eso debemos reconocer tal llamado y tenerlos en mucha estima (1 Ts 5:12, 13), honrándolos como tales. Esta misma aprobación demanda del siervo su responsabilidad de presentarse ante Quien lo llamó aprobado, velando constantemente para seguir fiel a su llamamiento y a la “certificación” hacia él otorgada (2 Ti 2:15).

“Ore por su pastor”

Muchos de nosotros no conocemos plenamente todo lo que un siervo fiel sufre por servir a Dios, pero si debemos recordar que ellos batallan diariamente en contra de sus pecados, frustraciones y sufrimientos para cuidar y alimentar del rebaño del Señor.

“Marcha” por una Libertad

1 Pedro 2:11, 12, 15 y 16 “Amados, yo os ruego como a extranjeros y peregrinos, que os abstengáis de los deseos carnales que batallan contra el alma, manteniendo buena vuestra manera de vivir entre los gentiles; para que en lo que murmuran de vosotros como de malhechores, glorifiquen a Dios en el día deSigue leyendo ““Marcha” por una Libertad”

¡No solamente a los buenos!

¡No solamente a los buenos!   1 Pedro 2:18-23 “Criados, estad sujetos con todo respeto a vuestros amos; no solamente a los buenos y afables, sino también a los difíciles de soportar. Porque esto merece aprobación, si alguno a causa de la conciencia delante de Dios, sufre molestias padeciendo injustamente. Pues ¿qué gloria es, siSigue leyendo “¡No solamente a los buenos!”

Fidelidad recompensada | Un rayo de SABIDURÍA

Fidelidad recompensada.   Proverbios 27:18 “Quien cuida la higuera comerá su fruto, Y el que mira por los intereses de su señor, tendrá honra.”   Un señor comenzó a trabajar como empleado en una granja ganadera de producción de leche junto a su esposa. Con el tiempo llegó a ser supervisor de tal granja ySigue leyendo “Fidelidad recompensada | Un rayo de SABIDURÍA”

Muchas gracias por ellos | Una mirada a las MISIONES

Muchas gracias por ellos.   Lucas 9:62 “Y Jesús le dijo: Ninguno que poniendo su mano en el arado mira hacia atrás, es apto para el reino de Dios.”   Era la época de navidad en una iglesia del este de los Estados Unidos, sus miembros estaban dispuestos a celebrar de gran manera el nacimientoSigue leyendo “Muchas gracias por ellos | Una mirada a las MISIONES”